El activista Rafael Luna publica un artículo en un Diario Digital sobre el Encuentro de Escuelas taurinas que ha tenido lugar en Villanueva de Córdoba subvencionado con dinero público del propio ayuntamiento, Diputación de Córdoba, Canal Sur y la Consejería de Interior de Rosa Aguilar.

Ya he dedicado alguna entrada anterior al dinero público que la Consejería de Justicia dedica a estas escuelas de tortura animal.

Este es el artículo de Rafael Luna.

Con el nombre del XIX encuentro de las Escuelas taurinas de Andalucía se va a perpetrar un nuevo acto de crueldad animal del 28 al 30 de septiembre en la localidad de Villanueva de Córdoba. La señora alcaldesa de la ciudad junto al director general de Interior, Emergencias y Protección Civil, Demetrio Pérez Carretero, estarán presentes para apoyar el maltrato animal legalizado.

El director es el responsable de los espectáculos taurinos, protección civil y emergencias pero también de la protección de animales en Andalucía. Esto no parece ser ni congruente ni tan siquiera lógico y mucho menos ético en pleno siglo XXI. Hace tiempo que hubieran podido pasar los espectáculos taurinos a Cultura o a Educación pero no lo hacen porque no hay justificación alguna para considerarlo responsabilidad de estas Consejerías.

43959825795_c5634147d2_b

Encuentro Escuelas Taurinas subvencionado por Rosa Aguilar, Canal Sur y Diputación de Córdoba.

Sin embargo, reciben prebendas en forma de promociones de otras. En el Consejo de Asuntos Taurinos de Andalucía cuya presidencia es responsabilidad de la consejera de Justicia e Interior(Rosa Aguilar) las presiones de los representantes taurinos, y hay más de 30, no han conseguido nada más que Canal Sur Radio y Televisión les rinda pleitesía por intereses espurios y estos concursitos de las escuelas taurinas que reciben subvenciones de la Junta.

El Estatuto de Andalucía no dice nada sobre proteger o subvencionar la tauromaquia al contrario que con el flamenco. (más…)

Anuncios
a a Corrida del Cancer

La AECC en la Corrida del Cáncer.

Publican en Diario Córdoba una carta al Director de Rafael Luna sobre la corrida del Cáncer que se perpetrará en Córdoba el próximo mes de abril.

La AECC lo ha vuelto a hacer y ha anunciado a bombo y platillo en el mejor sitio de la ciudad la corrida de toros que le proporcionará pingües beneficios tanto a los actuantes como a la propia organización dedicada a luchar contra el cáncer, o al menos eso dicen.

Ya no es calificada como corrida benéfica, sino a beneficio de, que no es lo mismo como la estuvieron nombrando desde tiempos inmemoriales y que la llevó a ser calificada de tradicional y cuya pérdida el año pasado provocó el desasosiego entre los señores taurinos y la presidencia de la AECC.

El acuerdo que mantenía el Ayuntamiento de Córdoba, no se sabe por qué regla o si era capricho de los consistoriales, de la compra de hasta 15.000 euros en entradas para la corrida que luego serían repartidos en no sé qué sitio y a no sé qué personas, fue denunciado repetidas veces por personas y grupos de la sociedad cordobesa; incluso salieron artículos de opinión al respecto en la prensa que alguna vez fueron contestados.

Se archivaba o simplemente no recibía contestación por parte de quienes tenían la obligación de darla, en connivencia con los organizadores. El Ayuntamiento de Córdoba ha dejado de subvencionar actividades que supongan maltrato animal, una de ellas son las corridas de toros, dando un gran ejemplo.

Ante las críticas que les suscitó la pérdida de prebendas de la tauromaquia a la AECC, el Ayuntamiento le concedió una subvención pero los señores taurinos se quedaron sin su parte y sin su diversión. Ni tan siquiera le dieron las gracias. (más…)

33305095505_b7fcba0af7

Nos publican la siguiente carta al Director en Diario Córdoba.

Manolete era un torero. Según la RAE, un torero es una “persona que por profesión ejerce el arte del toreo”. El torero tiene un protagonismo central en el toreo o corridas de toros. Es el que burla las embestidas del toro, el que lo dirige a la pica y a la puesta de banderillas, y el que le causa la muerte mediante una espada o/y el descabello.

Objetivamente en una corrida de toros se tortura al animal. Se le clava una divisa. Después una pica piramidal produce una hemorragia, desgarrando y cortando tendones, ligamentos y músculos del cuello. A continuación, las banderillas aumentan la pérdida de sangre, rebanando tejidos y originado dolor en cada movimiento. En estas condiciones el toro estáagónico, busca la salida como hizo desde que entró en la plaza, pero ya solo con la mirada. Finalmente, la espada de matar puede atravesar la pleura y el pulmón.

El toro se ahoga en vómitos de sangre y muy a menudo muge lastimeramente. Si es necesario descabellar, un estoque específicose clavará entre las vértebras para seccionar la médula, y la puntilla lo paralizará. La muerte se producirá por asfixia.

Según la Declaración Universal del Bienestar Animal, que tiene el visto bueno de la mayor parte de los países en la UNESCO y la ONU, así como la OIE (Organización Mundial de la Salud Animal)y la WVA (Asociación Mundial de Veterinarios): “ningún animal será sometido a malos tratos ni actos crueles”. Las corridas de toros transgreden ampliamente esta norma.

Hay cordobeses que nos avergonzamos de las corridas de toros por la crueldad que supone hacia los animales.

Consideramos que hacer hijo predilecto de Córdoba a un torero vulnera la sensibilidad de muchas personas de esta ciudad.
Gerardo Pedrós, Manuel Ruiz Rubio y Rafael Luna Murillo.

Ya en su tiempo el partido EQUO se opuso a que se organizara el ciclo homenaje a Manolete con argumentos de peso:

El partido verde considera que no deben destinarse fondos públicos en 2017 a homenajear a una figura anacrónica como el matador, por no estar acorde con los valores actuales de respeto a los animales. (más…)

RESPETO.

El 9 de julio de 2016, España se sobrecogió con la noticia de la muerte del torero Víctor Barrio a la edad de 29 años durante una corrida de toros. Pasará a la Historia y así fue recogido por la prensa taurina por ser el primer fallecido en el ruedo en España desde 1992. La muerte fue instantánea, como una buena estocada bien dirigida, pues, según el parte médico que le atendió, la cornada le partió la aorta torácica y eso no hay cirujano que lo arregle ni Dios que lo sane.

Se armó tanto revuelo que lo más granado del escalafón le hizo un homenaje para recaudar fondos. Calificado el evento por la prensa taurina como «desangelado» y cuestionado como benéfico, fue un fraude de toreros y organizadores. El público quería más espectáculo y los compañeros ganar dinero.

El pasado 18 de junio de 2017 España se volvió a sobrecoger con otro torero muerto en el ruedo, Ivan Fandiño, a la edad de 36 años.

Esta vez ha sido en Francia, donde las corridas de toros están prohibidas en el 90% de su territorio por ser un espectáculo cruel. En la localidad de Air-Sur L’Adour, en una plaza construida en 1972 y con 4.250 localidades, han hecho Historia de la Tauromaquia y ya cuentan con un muerto en la plaza para la mayor gloria de aficionados.

Esta vez, el torero ha muerto consciente de que se le iba la vida, como una mala estocada y apuntillado. Parece que los galenos, como así describe la prensa taurina, no sabían qué hacer.

Todos lamentamos la muerte de personas que están en la plenitud de la vida. Los toreros son los únicos profesionales en España que no cumplen con la Ley de Riesgos Laborales porque la administración y los gobiernos así lo quieren; no habrá que buscar responsables. (más…)

32607604183_0b4fd1d5ab_c

Viernes 17 de marzo, 19:30 h.

IESA C/ Campo Santo de los Mártires 7 – Córdoba

Rafael Luna Murillo, veterinario, especialidad Medicina y Sanidad. Máster en Etologia. Miembro fundador de AVATMA (asociación de veterinarios abolicionistas de la tauromaquia y del maltrato animal). Fue designado como vocal suplente por el grupo parlamentario Podemos en el Consejo de Asuntos Taurinos de Andalucía (CASTA) el año 2016. Comprometido con el bienestar animal y en la defensa de un mejor trato a los animales.

Manuel Ruiz Rubio, es catedrático de Genética de la Universidad de Córdoba. Estudia la interacción de los genes y el ambiente en el comportamiento. Es activista a favor del reconocimiento de derechos en los animales.

Al mismo tiempo que las sociedades han avanzado considerablemente en reconocer los derechos humanos, también lo han hecho en la defensa de los derechos de los otros animales. En la práctica, la realidad deja mucho que desear tanto en un sentido como en el otro.

La conferencia tratará sobre la situación de los otros animales que se siguen utilizando mayoritariamente como meros bienes de consumo para satisfacer intereses humanos, generalmente económicos. Esta utilización conlleva torturas y sufrimientos inadmisibles. También se hablará de la tauromaquia como reducto atávico de una crueldad sin escrúpulos e “inconsciente” hacia otras especies de mamíferos.

Invitación a pregón taurino subvencionado con dinero público del Ayuntamiento de Córdoba.

Copio aquí la carta de Rafael Luna que fue sorprendido por la remisión de un tarjetón por parte del Colegio de Veterinarios de Córdoba invitándole al pregón de unas actividades donde se maltrata y tortura al toro.

A/A SR.PRESIDENTE DEL COLEGIO OFICIAL DE VETERINARIOS DE CORDOBA.

Antonio Arenas Casas

Estimado Antonio:

Vuelvo a poner una queja por hacer del Colegio lo que no debe ser: lugar de confrontación.La invitación al pregón taurino es algo que no debe promocionar el Colegio por decencia ane lo que es un ejercicio de maltrato animal y provocar crueldad con los animales, lo que es contrario al Código Deontológico Profesional y los Estatutos Colegiales.

Es algo del ámbito privado , de las personas y una elección particular que no debe hacerse extensiva a todos los colegiados, pues está hiriendo la sensibilidad de muchos de ellos inclusive la mia.

Le sugiero que envie sólo la invitación a los veterinarios dedicados a espectáculos taurinos que la recibiran con gran expectación y agradecimiento, ya que ellos si tienen intereses particulares en esto que , como sabe, son cuestiones de pura ética.

Deje ya de promocionar la Tauromaquia, de llevar torturadores de toros al Colegio y no justificar su presencia en el curso de veterinarios de espectáculos taurinos, pues pone en evidencia a todo el colectivo cordobés que se esfuerza en dar la imagen de ser los garantes de la salud, la dignidad y el bienestar animal, lo que no se fomenta en una corrida de toros ni en la Tauromaquia.

Espero lo entienda como así debe ser en un Colegio que admita de una vez que no puede aplaudir a quienes provocan dolor y sufrimiento animal.

Un saludo cordial

Rafael A.Luna Murillo.

Hoy Rafael Luna publica en Diario Córdoba una carta sobre el nuevo Museo Taurino de Córdoba, estos mismos días la futura temporada taurina en Córdoba  vive una de sus mayores crisis históricas, La Tauromaquia se hunde.

Alcanfor para un museo cojo

Por fin tras 9 años de espera y gasto gubernamental superior a los 4 millones de euros se inauguró el Museo Municipal Taurino. Tres consistorios vieron pasar la oportunidad de celebrarlo para así ganarse a la ciudadanía que empieza a estar hasta el moño de que se gasten recursos públicos en darle gusto a una minoría.

El alcalde pidiendo respeto después de haberse gastado en publicidad en prensa y radio locales lo que no piensa rendir al respetable. Poco alcance tuvo el evento fuera de Córdoba. El Museo nace como un miura rechazado a los corrales por cojo. Nada nuevo en él; todo polvo, polillas y alcanfor, lo que no puede agradar a los que buscan la verdad de la tauromaquia.

Falta un sala donde se explique el sufrimiento del toro y del caballo en la lidia, a lo que Avatma se ha ofrecido y los políticos de esta ciudad, Universidad, empresarios y aficionados temen más que a un toro resabiado.

Le falta al Museo lo que ha sido considerado Tauromaquia por la Comisión de Cultura que le ha otorgado el calificativo de Patrimonio Cultural: los espectáculos taurinos populares como el toro lanceado de Tordesillas, los encierros, las becerradas y suelta de vaquillas que tanta afición dispensan en la provincia y que son para la élite taurina entendida una verdadera vergüenza nacional, y eso que son muchos más que el total de corridas que se dan en Córdoba.

Pero el mayor error del alcalde y de los medios que se reunieron en el sarao posterior del Museo ha sido no tener en cuenta otras sensibilidades de los ciudadanos cordobeses que se manifestaron a la puerta del mismo y que fueron censuradas.

No se puede pedir libertad para la Tauromaquia cuando se cercenan en su nombre Derechos Humanos fundamentales.

Protesta Inauguración Museo Taurino.