32854925138_034873eaa0_z

Postal enviada Defensora Universitaria Mamen Mingorance.

Este próximo martes día 15 de enero interviene la Defensora Universitaria en el Claustro. Me sorprendió a mediados de diciembre enviando desde su cargo universitario a todo el profesorado una postal navideña confesional.

Hay personas que no se dan cuenta que cuando ocupas un cargo institucional has de ser neutro y respetar las opciones religiosas o laicas de los demás. En años anteriores Álvaro Martínez Moreno, creo que era coordinador de Formación de la UCO, también me mandó como institución una postal navideña confesional.

Uni Laica ha publicado en el Día de Córdoba un comunicado sobre la postal confesional de Carmen Mingorance.

La Defensora Universitaria de la Universidad de Córdoba (UCO), María del Carmen Mingorance Gosálvez, remitió el pasado día 19 un correo a las listas universitarias con el siguiente texto: “Desde la Oficina de la Defensora universitaria de la UCO, es mi deseo haceros llegar mi felicitación navideña, con todo mi afecto, y con mis mejores deseos para esta Navidad y Nuevo Año 2019. Recibid, como siempre, mi más cordial saludo. Mamen Mingorance”.

El texto iba acompañado de una postal navideña: una imagen de la Adoración de los Pastores, cuadro anónimo de aproximadamente 1575, del taller de Bassano, que se puede contemplar en el Museo del Prado. Se describe como una escena típica del nacimiento de Jesucristo en la que unos pastores aparecen mirando al Niño junto a la Virgen, San José y un buey.

Desde Córdoba Laica han criticado este gesto de la Defensora UCO. “Desde UNI Laica consideramos improcedente que desde las instituciones universitarias (como desde cualquier instancia pública) se realicen felicitaciones navideñas confesionales.

La de una Defensora Universitaria tiene el agravante de que es quien debe acoger denuncias de los universitarios: por ejemplo, las denuncias de las actuaciones confesionales que se producen en la universidad”, han justificado.

defensora universitaria carmen mingorance

Carmen Mingorance, defensora universitaria

En esta misma línea también han tenido lugar quejas por la organización por parte de la Facultad de Veterinaria de una bendición de animales por San Antón:

El próximo sábado 19 de enero con motivo de la celebración de la festividad de San Antón, tendrá lugar el acto de bendición de las mascotas por parte del director de la Pastoral Universitaria. Dicho acto organizado por la Facultad de Veterinaria tendrá lugar a partir de las 12.00 horas en los jardines del Rectorado de la Universidad de Córdoba y estará abierto al público.

UNI Laica en un comunicado denunció la superchería y el confesionalismo de la Facultad de Veterinaria de Córdoba con motivo de san Antón.

Un año más, la Facultad de Veterinaria de la Universidad de Córdoba (UCO) promueve una “Bendición de Animales” con ocasión de la festividad de san Antón. Como anuncia la web de la UCO, el acto tendrá lugar el 19 de enero en los jardines del Rectorado de la Universidad de Córdoba y estará abierto al público.

Para UNI Laica, esta actuación tiene un carácter confesional inadmisible en una universidad pública. Además, la UCO, y la Facultad de Veterinaria en particular, promueven unas conductas supersticiosas indignas de una institución científica.

Se hace preciso avisar al público general, invitado al esperpéntico acto, de que no deben creer que una “Bendición de Animales”, por muchas mayúsculas que se le pongan y por mucho respaldo universitario que tenga, sirve para algo más que promover la estulticia del pensamiento mágico.

Con actos así, ¿no se hacen la UCO, y la Facultad de Veterinaria en particular, merecedoras de poca confianza? ¿No pueden resultar damnificados sus propios alumnos, como futuros profesionales, ante la sospecha de que reciben una formación en parte anticientífica, y, por tanto, poco fiable?

Por todo ello, desde UNI Laica animamos a toda la población, y sobre todo a los profesores y alumnos de la Facultad de Veterinaria de la UCO , a exigir que se ponga inmediatamente fin al fraude que supone que una universidad pública promueva este tipo de bufonadas anticientíficas y confesionales.

46833175462_f6f6c6ffbe_z

46833175182_9a82de45cd_z