49134243517_1e1b590d9c_c

Un sábado por la mañana aproveché para visitar en la galería Vimcorsa en Córdoba la exposición de fotografías de la colección Pilar Citoler.

Es un pupurri de fotografías que incluye a autores consagrados desde hace bastante tiempo como Cristina García Rodero, Chema Madoz o Alberto García Alix.

Conozco bien a estos fotógrafos y ver cuarto y mitad de fotografía de cada uno de ellos carece de interés.

La muestra tampoco tiene un nexo de unión temático (paisaje, retrato, etc) con lo cual cada foto es de un tema distinto.

Parece que la coleccionista no tiene un argumento para comprar estas fotografías sino picotear autores. La exposición tampoco tiene un solo cartel que explique algo, pues es que la colección carece de sentido y coherencia. 

Además destacaría esa manía de los comisarios o curators de impedir que la gente se siente en las exposiciones y disfrutar de las obras de arte desde la relajación de un banco. Aquí en la Sala de Vimcorsa hay sitio de sobra para colocarlo.

49340924058_5a7912df9e_c

Esa manía de impedir que la gente se siente en las exposiciones y disfrutar de las obras de arte desde la relajación de un banco. Aquí hay sitio de sobra para colocarlo.

Por otra parte mi empresa, la Universidad de Córdoba, está detrás de este proyecto expositivo, lo cual me resulta bastante escandaloso teniendo en cuenta su posible coste, que desconozco, y teniendo en cuenta los recortes que desde hace muchos años vivimos en el funcionamiento básico de la UCO. Concluyendo no merece la pena perder el tiempo visitando este gazpacho de fotos.