Tren de Rabanales.

Tren de Rabanales.

Ante las protestas publicadas en prensa del Consejo de Estudiantes sobre el funcionamiento del tren a Rabanales, la Vicerrectora Pilar Dorado nos envía este comunicado donde se aporta bastante información sobre el coste del tren a Rabanales y las relaciones con Renfe. En un post anterior resumo lo incluido en el programa del candidato a Rector, José Manuel Roldán, en las últimas elecciones al Rectorado en mayo del 2010 en temas de transporte público.

“Como sabéis, el servicio de trenes Córdoba-Campus de Rabanales no pertenece a la línea de trenes de cercanías pública (aunque se ha solicitado en reiteradas ocasiones a la Junta de Andalucía, pero sin éxito), sino que es un servicio privado contratado por la Universidad que ha de ser abonado por nuestra institución a RENFE.

El contrato se revisa cada año y su precio el curso 2010/2011 fue de 870.748,15 Euros. Si bien en otras universidades de nuestro entorno se subvenciona, por parte de la institución, el comedor universitario, ordenadores portátiles para estudiantes, etc., en nuestra Universidad se optó en su día por hacer el traslado menos costoso para los usuarios.

De este modo, el coste del tren no revierte íntegramente en los usuarios, sino que la Universidad abona a modo de subvención una parte. Así, en el curso académico 2010-2011 el tren supuso a la institución un coste de 355.253 Euros que no tuvieron que abonar los viajeros. Es decir, el coste del billete no cubre el gasto real que supone el viaje al usuario, sino que una parte la financia la Universidad.

Desde el curso 2010/2011, RENFE ha sustituido el modelo de tren anterior por uno que, aunque dispone de 724 plazas de capacidad, sólo 204 son sentadas (el modelo anterior tenía 460 plazas sentadas), siendo el resto de pie. Dado que el trayecto es de unos cinco minutos, al igual que ocurre en otros medios de transporte como el metro de Madrid, se consideró que esta circunstancia no supondría un trastorno significativo para los viajeros.

Sin embargo, ante diversas quejas de los usuarios por la falta de plazas sentadas, la mayor parte de los meses se ha solicitado a RENFE que añada otra composición más al tren contratado (doble composición). Este añadido cuesta a la universidad más de 20.000 Euros/mes (aparte del coste anual mencionado). Sin embargo, según los informes de RENFE, en horas punta suele haber una media algo superior a 500 pasajeros, que no justifica la contratación de la doble composición.

Por este motivo, y ya que la grave crisis económica que afecta al país lamentablemente también afecta a la Universidad, este Vicerrectorado ha acordado contratar la doble composición sólo cuando el número de usuarios supere el 80% de la capacidad del tren en composición sencilla, lo cual se revisará de forma semanal y con datos de ocupación que recabaremos por nuestros propios medios.

Con esta actuación entendemos que se cubren las necesidades de espacio que demandan pasajeros, bicicletas y equipajes.

Confiamos en que esta medida sea entendida en el contexto de crisis económica en que es formulada y solicitamos el apoyo de los usuarios del tren.

Vicerrectora de Infraestructuras y Campus”

Anuncios