No a la Balsa de Fosfoyesos.

No a la Balsa de Fosfoyesos.

Gracias a la presión de Greenpeace y de la Mesa de la Ría de Huelva puede ser que uno de esos vertederos acabe.

Greenpeace pide formar parte del grupo de expertos para la restauración de las balsas de fosfoyesos.

La organización ecologista exige el cese inmediato de los vertidos a las marismas del río Tinto y la recolocación de los trabajadores afectados en las tareas de descontaminación.

El anuncio que Manuel Chaves hizo ayer relativo a la creación de una comisión de expertos para recuperar las balsas de fosfoyesos de Huelva, donde vierte la empresa Fertiberia, ha sido acogido por Greenpeace con satisfacción, que considera que su presencia en ese grupo de expertos es necesaria.

Esta medida, junto con el cese inmediato de los vertidos a las marismas del río Tinto, fue una de las demandas planteadas al presidente autonómico en la última reunión que la organización ecologista mantuvo con él.

Greenpeace siempre ha mantenido que las tareas de descontaminación de las balsas de fosfoyesos permitiría la creación de nuevos empleos, lo que posibilitaría la reubicación de los trabajadores afectados por el cese de la actividad de Fertiberia.

“Éste es un buen comienzo, pero Fertiberia debe cumplir la resolución de la Dirección General de Costas y la reciente sentencia del Tribunal Supremo; el Ministerio de Medio Ambiente y la Junta seguirán siendo cómplices de la catástrofe sanitaria y ambiental hasta que no obliguen a la empresa parar los vertidos”, ha declarado Julio Barea, responsable de la campaña de Contaminación de Greenpeace.

Huelva vive cercada por 120 millones de toneladas de fosfoyesos, residuos tóxicos y radiactivos procedentes de la fabricación de fertilizantes químicos. Estudios científicos, como los de la Universidad Pompeu Fabra o el Instituto de Salud Carlos III y el Centro Nacional de Epidemiología, marcan a Huelva como el punto de España con mayor grado de mortalidad por cáncer como consecuencia de la intensa actividad industrial.

Foto

Anuncios